Opción YO

La educación de niños con necesidades especiales

Categoría: Mi YO FAMILIAR

Mi nieta Eden de 17 años, tiene Síndrome de Down y esta semana comenzó su 5to. año del liceo en el mismo colegio donde se graduaron su papá y su hermana mayor.

La educación de niños con necesidades especiales

Cuando nació sorprendió a todos. Los médicos no habían detectado su condición y llegó presentándose como un reto para una familia sin preparación previa y necesitada de entrenamiento para afrontar los desafíos de criar una niña con necesidades especiales y lograr las mismas oportunidades y posibilidades que los demás.

La educación de los niños con necesidades especiales es sin duda alguna más difícil, pero la recompensa por su aprendizaje es incomparable.

Para enseñarles primero se debe comprender lo que son realmente capaces de lograr. Cada niño es diferente, e indiscutiblemente los avances se logran entendiendo lo que cada uno puede rendir. En el caso de Eden las terapias de estimulación formal comenzaron cuando tenía un mes de vida, y se continuaron estrictamente durante casi 15 años. Terapistas ocupacionales, del lenguaje y psicopedagogas cumplieron una brillante labor acompañándola a lo largo de su vida, hoy en día la acompaña una tutora, para apoyarla y superar situaciones frustrantes.

En la mente popular, las necesidades especiales se identifican, generalmente, con expectativas muy bajas. Los padres deben creer en el valor de educar a los niños con necesidades especiales. Cuanto mayores sean las expectativas, mayor será su aceptación en la sociedad y podrán crecer dentro de un ambiente de normalidad en los marcos educacionales tradicionales.

Todos los niños con necesidades especiales deben estar matriculados en escuelas primarias. Después de la evaluación de sus discapacidades por un equipo de un médico, un psicólogo y un educador especial, en las escuelas, el niño debe ser integrado a entornos educativos apropiados. Los niños con discapacidades leves y moderadas de cualquier tipo pueden integrarse en las escuelas regulares, las graves en las escuelas especiales.

Aunque sorprenda, en Venezuela del siglo XXI y con normas establecidas de educación integrada, la familia de Eden tuvo que mantener un enfrentamiento muy serio con las autoridades del colegio para lograr su inclusión en el ámbito escolar. Está en la fortaleza y convicción de los padres no dejarse vencer y luchar por el lugar que le corresponde a sus hijos en la sociedad.

Súmate HOY a las miles de personas que como tú, han decidido transformar sus vidas.
Es tiempo de decir YO.

Si estás pensando en hacerte daño a ti mismo o a otras personas, o si sientes que estás pasando por una emergencia no utilices este web site. Comunícate inmediatamente con los servicios de emergencia de tu localidad.

x