¿Cómo me ayuda la Meditación y la Oración como herramientas del Coaching?

La espiritualidad es distinta para cada persona pues todos la vivimos y expresamos de maneras distintas, pero lo que sí es común para todos es que nos conecta con estados de tranquilidad y calma, vitales para desarrollarnos de manera positiva, y el Coaching nos enseña cómo sacarles el mejor provecho y cuidar de nuestras emociones.

offline

¿Qué es el Coaching?

Todos tenemos metas, objetivos y sueños, pero a veces nos perdemos en el camino de llevarlos a cabo, ¿por qué ocurre esto? Los seres humanos tenemos una psique compleja, con entramados de emociones profundas que se van entretejiendo constantemente, y muchas veces podemos enredarnos, incluso sin darnos cuenta, y perdernos en el camino.

Para no perdernos es necesario contar con una guía personalizada que nos ayuda a llegar a la meta. El coaching es esa guía.

El coaching es la disciplina en la que contamos con una persona que entiende nuestras metas y necesidades, y a través de conversaciones basada en preguntas, propicia la exploración, el aprendizaje y el descubrimiento de un nuevo sistema de creencias que nos acerca a ser una mejor versión de nosotros mismos y así poder alcanzar nuestras metas.

Estamos configurados por nuestras creencias, las cuales nos son inculcadas por nuestra familia, nuestros seres cercanos, y la sociedad en general. Al ir desarrollándonos vamos afianzando estas creencias, pero también podemos modificarlas, con el trabajo adecuado, ya que muchas veces suele ocurrir que estas creencias se contradicen con nuestros planes, se vuelven limitantes, y nos hacen entrar en conflicto.

Roles en el coaching

La relación que se establece a través del coaching implica a dos personas, el Coach y el Coachee.

  • Coach

Es el profesional que guía, acompaña y apoya al cliente para que pueda lograr su desarrollo en el ámbito profesional y personal. Su tarea es escuchar y observar al cliente para plantearle las interrogantes necesarias para que pueda observarse desde ángulos distintos y así poder descubrir nuevas maneras de acción.

El coach guía hacia la acción, no da consejos ni le dice al cliente qué hacer.

  • Coachee

Es el cliente del coach, el que se beneficiará del proceso del coaching, es quien marca los objetivos que se quieren alcanzar, quien decide y quien al final acciona para resolver. 

Establecer una relación de coaching con un profesional te ayudará a alcanzar tus metas y convertirte en la mejor versión de ti mismo. 

Dicen que quien camina sólo llega más rápido y quien camina acompañado, llega más lejos, pero acompañado por un coach, tú llegarás más lejos y más rápido.

Comienza ya. Encuentra el coach online ideal para ti
Cuida de tu bienestar con OpciónYO

¿Cómo emplea el coaching sus herramientas para ayudar a otros?

Una de las herramientas más poderosas del coaching para propiciar el desarrollo de cada persona, es la meditación, lo cual también abarca la oración. Para entender esto mejor, primero debemos conocer los principios básicos del coaching.

¿Cuáles son los principios del coaching?

El Coaching, como disciplina, tiene una variedad de principios básicos.

  1. Nadie es dueño de la verdad.
    Es vital comprender que no hay verdades absolutas, toda realidad tiene distintos puntos de vista, lo que provoca distintas interpretaciones y conclusiones. Entendiendo este principio básico se nos hace mucho más sencillo relacionarnos con otras personas, e incluso con nosotros mismos, ya que nos ayuda a ser flexibles.

  2. Siempre podemos mejorar.
    A través de la modificación de las creencias limitantes podremos descubrir que toda persona tiene la capacidad para cambiar y hacer las cosas de manera distinta.

  3. Todos tenemos talentos particulares.
    Toda persona tiene un enorme potencial, sólo necesita identificarlo y trabajarlo para poder sacarle el máximo provecho. El coaching ayuda a liberar este potencial.

  4. Es confidencial.
    Las sesiones de coaching son un espacio seguro: la relación que se establece entre el coach y el coachee es estrictamente confidencial, puedes expresarte libremente sin miedo a ser juzgado o expuesto, siempre serás valorado y apoyado para encontrar lo mejor de ti.

  5. Siempre podemos elegir.
    Otro principio fundamental es que el coaching nos ayuda a diferencias entre el hacer y el ser, no necesariamente somos lo que hacemos, somos mucho más y siempre podemos elegir quién queremos ser.

¿Cómo funcionan la meditación y la oración actuando como herramientas del coaching?

Meditar es una de las prácticas más útiles que podríamos explorar, y por supuesto puede ser un camino para mejorar nuestro contacto con Dios.

La meditación es lo opuesto al obsesionarse o preocuparse. La obsesión y la preocupación es muy habitual en la mente humana y nos conecta con nuestros miedos. Muchos podemos tener los pensamiento que referimos como rumiantes, ya que dan vuelta y vuelta .

La Meditación, por otro lado, significa abrir nuestra mente y nuestra energía espiritual, a la conexión con nuestro yo interior y nuestro poder superior.

Siempre estamos conectados con esa fuente, sin embargo, no siempre la percibimos. Para conectarnos conscientemente con nuestro Poder Superior, necesitamos relajarnos lo mejor posible y nos permitimos empezar a conectar con nuestra intuición. Esa voz amorosa, suave y sutil. La voz de nuestro Yo interior que está en continuo contacto con nuestra divinidad. A diferencia de la voz del ego que es una voz escandalosa, llena de escenarios negativos o catastróficos, ya que está alimentada por los miedos.

En el trajín de nuestro día y de nuestra vida, puede parecer un desperdicio de tiempo desacelerarnos, dejar de hacer lo que estamos haciendo y tomarnos unos minutos para Meditar, o incluso simplemente descansar. Algunos piensan que es un desperdicio de tiempo, pero es todo lo contrario. Es necesario, beneficioso y nos va a ahorrar mucho tiempo.

De hecho, la meditación puede crear más tiempo y energía que los momentos que nos tomamos para practicarla.

La meditación y la oración son poderosas prácticas y conductas de desarrollo que sí funcionan, pero Necesitamos ser pacientes. No es razonable esperar respuestas inmediatas o inspiración instantánea. ¡Dale tiempo!

Siempre he creído que meditar es como hacer ejercicio para la mente. Funciona exactamente igual, tengo que ser constante, se que es de las cosas más sanas que puedo realizar, pero no es instantánea, veré los resultados después de días que lo esté practicando.

Orar y meditar es lo primero que podemos hacer por la mañana, o durante un descanso en el trabajo o por la noche, es elección nuestra.

Cuando mejora nuestro contacto con nuestro Poder Superior, nuestro contacto con nuestros pensamientos mejorará también. Y cuando logro cambiar una creencia, mi realidad también cambia. Nos encontraremos cada vez más sintonizados con la armonía de la vida y fluyendo con ella. Encontraremos y mantendremos esa conexión del alma.

Yo decidiré cuándo y por cuánto tiempo hacerlo, y es una práctica que puede ayudarnos a dejar ir los miedos, las preocupaciones y angustias. Es aquí cuando descubrimos el sentido y la razón de nuestros problemas y de nuestra vida.

Lo único que necesitamos es soltar ese control y esa resistencia. Permitirnos acceder al flujo de la vida.

Al estar en contacto recibimos una tranquila serenidad que nos guía a través de los sentimientos difíciles y nos proporciona indicaciones claras cuando nuestra mente esta inquieta y confundida. A su vez podemos encontrar la satisfacción y la alegría que a menudo nos eluden cuando actuamos motivados por el miedo.

Estar en contacto conmigo mismo me brinda una sensación de lucidez, orientación y paz. Es la mejor manera de llenar el vació existencial, motivo por el cual muchas personas acaban consumiendo alcohol/drogas, en relaciones tóxicas o con cualquier otra conducta que me permita evadir las emociones.

El Coaching emplea toda una variedad de técnicas, como la creatividad, o la meditación, sólo por mencionar algunos ejemplos, pero siempre orientados en ayudarte a ser tu mejor versión.

Para recibir apoyo personalizado
Habla con un profesional hoy